¿Acné por culpa de los cubrebocas? ESTO ES LO QUE DEBES SABER SOBRE EL “MASK-acne”

¿Acné por culpa de los cubrebocas? ESTO ES LO QUE DEBES SABER SOBRE EL “MASK-acne”

Aunque nos guste o no, los cubrebocas han pasado a formar parte de nuestra vida diaria. Éste nos mantiene protegidos de gérmenes, bacterias y virus.

Sin embargo, utilizarlo todos los días y a todas horas puede afectar nuestra dermis, causando problemas cutáneos como acné y dermatitis. De hecho, esta complicación ya tiene un nombre: maskne (máscara+acné).

 

¿Por qué aparece el mask-acné?

Cuando llevamos el rostro cubierto por un cubrebocas, mucho tiempo, la humedad y el vapor se acumulan en esa zona bloqueando el conducto de salida de la secreción sebácea. Esto sumado al roce y a la falta de oxigenación provoca que se tapen los poros, en consecuencia, aparezcan granitos.

 

 

¿Cómo puedo prevenirlo?

Para prevenir el mask-acné es necesario seguir estos consejos:

Mantén tu piel limpia y reluciente:

Limpiar la dermis a primera hora de la mañana y de la noche, es esencial para eliminar las bacterias no deseadas y las partículas de polvo que pueden irritar el rostro.

Humectación con textura ligera: Es importante usar un producto humectante de textura ligera para nutrir la piel, se recomienda humectar nuestra piel 30 minutos antes de usar el cubrebocas.

Evitar el maquillaje (debajo del cubrebocas): El uso de polvos, bases o cremas pueden aumentar mucho más la humedad de tu piel, además de tapar los poros, permitiendo que las bacterias se instalen sobre la dermis y se produzcan los brotes.

Es por eso que lo mejor es reducir al mínimo el uso de maquillaje sobre tu rostro. Ten por seguro que, sin él, ¡te verás hermosa!

 

 

Cubrebocas de algodón:

 Los cubrebocas deben cubrir boca y nariz completamente y estar hechas de un material adecuado. Los cubrebocas bocas de material sintético, por ejemplo, te hacen sudar aún más porque no soy transpirables. Por lo tanto, lo mejor usar cubrebocas de algodón, ya que el tejido conduce mejor el sudor hacia el exterior.

 

Lavar el cubrebocas:

 No uses el mismo cubrebocas siempre. Cambia todos los días los cubrebocas que usas y lava las que ya te pusiste, de esta forma la tela que roce tu piel va a estar limpia, lo que limitará el contacto con las bacterias que pueda tener.

Recuerda que su uso lo que genera es humedad entorno a la boca, el ecosistema perfecto para que se instalen las bacterias, lo que genera el acné.

 

Controla las bacterias de tu boca: Esto es algo que muy pocas personas saben, pero la boca contiene muchísimas bacterias y al estar respirando todo el día en el cubrebocas, es una rápida forma de que se transfieran.

Lo mejor que podemos hacer es limpiarnos bien los dientes antes de ponernos el cubrebocas y llevar con nosotros un cepillo de dientes a lo largo del día para mantener nuestra boca limpia.

Y tú ¿cómo cuidas tu piel durante la 'nueva normalidad'?


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Buscar nuestro sitio


 

WhatsApp